Sabemos que las especies de aves con algún grado de amenaza suelen encontrarse en lugares muy específicos y que debido a las modificaciones que ha sufrido el paisaje, son cada vez más reducidos los espacios que hemos dejado para su supervivencia. Sin embargo, más allá de esto, el conocimiento que tenemos de la ecología, distribución y estado poblacional de algunas especies es escaso. Con el objetivo de obtener información de primera mano sobre la distribución y hábitat de 16 especies de aves amenazadas, entre las que se encuentran la bangsia negra y oro, el chango colombiano, la pava caucana, el gorrión tangarino y el tororoi bigotudo; realizamos las salidas de campo del proyecto Promoviendo la conservación de aves amenazadas en el Occidente colombiano.

Entre septiembre y diciembre de 2015 visitamos cinco localidades en la cordillera Occidental en los departamentos del Valle del Cauca, Risaralda y Antioquia: El Cerro El Inglés en la Serranía de los Paragüas, el Cerro Montezuma en el Parque Nacional Natural Tatamá, la Reserva Forestal Dapa-Carisucio, la Estación Biológica de la Universidad Icesi en el Parque Nacional Natural Farallones de Cali y la Reserva Natural La Mesenia-Paramillo.

Durante nuestras visitas encontramos solo 50% de las especies focales. La perdiz colorada (Odontophorus hyperythrus) fue la especies más abundante y fue registrada en todas las localidades, mientras que la tangara multicolor (Chlorochrysa nitidissima), la bangsia negra y oro (Bangsia melanochlamys), el saltarín dorado (Chloropipo flavicapilla) y el chango colombiano (Hypopyrrhus pyrohypogaster) fueron registrados exclusivamente en una localidad cada uno. Registramos también la bangsia de Tatamá (Bangsia aureocincta), el hormiguerito occidental (Dysithamnus occidentalis) y el gorrión tangarino (Oreothraupis arremonops).

En el caso del Pavón chocoano (Crax rubra) no fue posible visitar localidades dentro de su área de distribución debido a las restricciones de tiempo del proyecto. Algunas especies no fueron registradas a pesar de que estas localidades son consideradas idóneas dentro de su distribución (Libro Rojo 2014) y unas cuantas no se encontraron aunque han sido registradas en las localidades con anterioridad. Aunque para un gran número de estas especies no existen estimativos poblacionales, su estrecha distribución y las restricciones de hábitat sugiere que pueden encontrarse en bajas densidades dificultando su detección. A pesar de todo, registramos otras especies importantes, algunas de ellas amenazadas que no hacen parte de nuestro estudio como el loro orejiamarillo (Ognorhynchus icterotis) y el cucarachero de Munchique (Henicorhina negreti).

Al finalizar este proyecto contaremos con análisis poblacionales de las especies más abundantes y del hábitat en las localidades visitadas, adicionalmente la información recopilada será utilizada para hacer recomendaciones de conservación orientadas al mejoramiento del hábitat en la cordillera Occidental. Esta información será distribuida directamente a las organizaciones locales del Valle del Cauca y a aquellas con interés de conservación a lo largo de la cordillera.

Por: Eliana Fierro-Calderón

eli.fierro@calidris.org.co

Sin etiquetas

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Deja tu comentario

error: © Todos derechos reservados - Calidris 2017